Tenemos el mejor newsletter del mundo mundial. Posta!

Lo escribimos a mano. Un correo por día con noticias para nuestra generación. Simple. Sin vueltas y sin spam 😉

Viajes

Camilo y Gabriela viajan por el mundo en bicicletas de bambú que hacen ellos mismos 🚴

Actualizada 31/10/2017 03:29

Camilo y Gabriela - ella argentina, él mexicano- son dos viajeros que recorren el mundo arriba de bicicletas de bambú que ellos mismos construyeron.

Además, buscan mostrar que es posible viajar “de manera alternativa, con consciencia y pensando en que tipo de huella estamos dejando con nuestro paso”.

En 2012 se mandaron a hacer su primer viaje juntos: el plan era salir de Argentina para recorrer con la mochila al hombro todo América latina.

Trabajaron en diferentes huertas de permacultura, aprendieron mucho y decidieron empezar a cambiar rutinas y costumbres.


“Decidimos volvernos más ecológicos. Todo fue un proceso lento pero intenso. Cuando existe una convicción no es difícil cambiar de hábitos”, nos cuenta.

Hace dos años flashearon con la idea de fabricar sus propias bicis para empezar a moverse en dos ruedas por México: “Conocíamos el bambú como material de construcción, por eso cuando supimos que era posible hacer bicicletas no lo dudamos. Aprender a hacer tu propio vehículo es una experiencia increíble, genera otra relación con la bici porque es producto de tu propia creación”.


Los beneficios de estas bicicletas son un montón: son ligeras, resistentes (al bambú lo llaman acero vegetal) y amigables con el medio ambiente. Otro dato copado es que los cultivos de bambú generan un 30 por ciento más de oxígeno que los árboles. Y los chicos se ocuparon de que la especie que ellos usan no sea la misma con la que se alimentan los osos pandas (sí, están en todo).


“Nos gusta viajar lento y sin apuro. La bici se ajusta perfecto a esta premisa. Estás más expuesto y por lo mismo tenés que aprender a conectarte mucho más con las personas locales. También aprendés sobre la paciencia y la resistencia. Porque podés estar pedaleando por 8 horas (eso es todo un ejercicio psicológico)”, cuentan.

Ya hace cinco años que viven en constante movimiento mientras trabajan como diseñadores freelance y comparten tips y guías a través de su blog, Plan B Viajero.

“Practicamos y fomentamos un turismo responsable con los demás animales y el medio ambiente. Nos gusta ser el cambio que nos gustaría ver en el mundo”, dicen desde San Miguel de Allende, México.