Tenemos el mejor newsletter del mundo mundial. Posta!

Lo escribimos a mano. Un correo por día con noticias para nuestra generación. Simple. Sin vueltas y sin spam 😉

Tecnología

Cuáles son las claves para que la policía encuentre un celular robado 📲🚨

Actualizada 23/01/2018 10:06

Hace unos años, cuando caminaba por la vereda de la que en ese momento era mi nueva casa, me robaron el teléfono. Fue un mal momento que pasó en un segundo y en seguida di el aparato por perdido.

A la semana recibí un mensaje por Facebook: la policía había agarrado a los ladrones y tenían mi teléfono. ¿Cómo me habían localizado? Revisaron mi carpeta de fotos hasta que encontraron una en la que estaba mi nombre. Era un formulario al que yo, por alguna razón, había fotografiado.


Les pregunté si esa era la manera tradicional de contactar al dueño de un teléfono robado y me explicaron que no: lo que deben hacer es consultar en las empresas telefónicas a quién pertenece ese teléfono.

¿Cómo? A través del IMEI, una combinación de 15 números que identifica a los dispositivos como una huella digital: las empresas saben a qué chip está conectado cada IMEI, y por lo tanto quién usa la línea de cada dispositivo. Solo hay que cruzar esos datos.

Cada vez que vi a alguien compartiendo en Facebook o Twitter la geolocalización de su dispositivo robado, me acordé de esa anécdota y después me preguntaba qué podía hacerse con eso: ¿sirve como prueba lo que muestran herramientas como Find my iPhone, Google o Lockout?

Gabriel Rojas dice que sí. El director del área de Cibercrimen de la Superintendencia de Investigaciones de Delitos Tecnológicos de la Policía de la Ciudad explica que en la mitad de los casos de CABA en que la persona que sufrió el robo se acerca a hacer la denuncia con la información que le da la herramienta de geolocalización, logran recuperar los aparatos.

“Find my iPhone es excelente aunque tiene una dispersión de más o menos 50 metros. Cuando marca un lugar quizás no está en ese lugar exacta sino 50 metros dentro de ese radio: si marca el frente de una casa quizás el teléfono no está ahí sino en la casa que está detrás”, explica.

En Argentina se roban unos 5000 celulares diarios: 500 en la Ciudad de Buenos Aires. Que encuentren o no el teléfono depende de muchos factores. Rojas dice que uno es el momento del día o de la semana en que haya sido el robo y en que se hace la denuncia.

Si el juzgado autoriza un allanamiento ese mismo día, hay más posibilidades. Si hay que esperar un fin de semana, hay pocas chances. “Hay otras herramientas que también permiten hacer borrado de equipo y localizarlo. Pero siempre tienen que ser las versiones pagas, las gratuitas suelen tener algunas carencias”, dice.