Tenemos el mejor newsletter del mundo mundial. Posta!

Lo escribimos a mano. Un correo por día con noticias para nuestra generación. Simple. Sin vueltas y sin spam 😉

Sexo

Flor es usuaria de sillas de ruedas y nos cuenta cómo es su sexualidad 👉👌

Actualizada 16/05/2018 12:24

A veces el pelo rojo furioso, otras violeta, algunas rapada al costado y unos ojos siempre delineados sobre la sonrisa y la verborragia. Así es Flor 🌺

Tiene 27 años y es usuaria de silla de ruedas. Como persona con una diversidad funcional/discapacidad tiene que enfrentar muchos mitos y prejuicios: desde que son asexuales o que creen que todxs no tienen sensibilidad de la cintura para abajo.

“Cada cuerpo es distinto, todos los cuerpos son diversos y sienten de distintas formas. Algunas personas usuarias de silla no tienen sensibilidad en el área genital, otras un poco, otras más. Algunas también podemos caminar un poco, otras nada. No es ni mejor, ni peor, sencillamente ES”, dice.

Y aclara: “Por ser usuaria de silla de ruedas tampoco significa que le voy a responder cualquier duda a un random. Hay gente que piensa que puede venir y preguntarme lo que sea de manera irrespetuosa”.


Dentro de los preconceptos que le quieren imponer está el de que es virgen, heterosexual, que seguro desea tener hijos y no puede, y más. “¡Horror!”, dice Flor.

“Mucha gente (que dice ser muy ‘open mind`) sigue mostrándose incrédula y/o horrorizada de que yo me identifique como una mujer, cisgénero y bisexual, que mantiene relaciones sexuales activamente, experimentando diversas prácticas, entre ellas algunas dentro del BDSM”, explica.

🌈 “Hoy en día me identifico como bisexual, pero no creo que haya ‘una sola forma’ de ser LGBTIQ+. Creo que hay tantas formas como personas en el mundo así como orientaciones, identidades y formas de relacionarse. Actualmente estoy en la relación afectivo-sexual más sana, sexualmente experimental, divertida, de respeto/confianza mutua y libertad que tuve hasta ahora”, dice.

Así como abre el diálogo para deconstruir, Flor plantea que a ella también le falta desandar muchos terrenos como son la idea de sensualidad y sexualidad que se nos impone, el mito del “amor romántico”, qué cuerpos se asumen como deseables y cuáles no, y más.

Ella cree que es fundamental que se produzcan contenidos e historias de personas con distintas diversidades funcionales y discapacidades: “En todos los ámbitos y todos los rubros, pero principalmente dentro del sistema médico, educativo y laboral”.

🙋 “Personalmente, me gustaría participar más en proyectos audio-visuales, fotográficos, musicales, literarios, cómics, donde haya una representación sexual diversa, activa y consensuada de las personas con diversidad funcional”.


-¿Qué le dirías a una persona que piensa que vos no tenés vida sexual?

- Que no asuma cosas sobre mi vida basándose exclusivamente en el hecho de que soy una persona usuaria de silla. Mi silla es mi forma de moverme/trasladarme de un lugar a otro, es una herramienta que refleja parte de mi identidad pero no tendría por qué definir ni condicionar ningún otro aspecto de mi vida. Mucho menos mi sexualidad.