Tenemos el mejor newsletter del mundo mundial. Posta!

Lo escribimos a mano. Un correo por día con noticias para nuestra generación. Simple. Sin vueltas y sin spam 😉

drogas

En Suiza es legal la venta de cannabis “light” y sale como pan caliente 🌿

Actualizada 04/04/2017 01:25

Tiene la misma apariencia, el mismo olor y el mismo gusto que las flores de marihuana ilegales, pero este tipo de cannabis se vende libremente en los kioscos de Suiza para ser fumado o tomado en infusión.

La diferencia que permite su consumo es que contiene menos de 1% de THC, la sustancia química responsable de la mayoría de los efectos psicológicos de la marihuana, y así escapa a ser considerado un estupefaciente como lo define la ley.

La sustancia dominante en este tipo de cannabis es el cannabidiol (CBD), que vuelve locos a los consumidores por sus efectos relajantes, eufóricos y ansiolíticos, lanzando un nuevo boom de ventas en el país de Heidi.


“¡Es una locura! Llevamos dos meses y ya vendimos más de 500 kilos de CBD, ¡Suiza va a convertirse en el nuevo El Dorado del cannabis!”, asegura Nicolas Perez, cofundador de la marca CBDLivraison, al diario francés Le Monde.

Esta nueva industria incluye también la fabricación de productos derivados, como comprimidos, cosméticos, sabores de cigarrillo electrónico o aceites curativos.

Las marcas se multiplican y los precios oscilan entre los 2 y 11 dólares el gramo.


Aunque la ley autoriza la venta de cannabis “light” desde 2011, recién en agosto de 2016 se empezó a vender el producto al público, comenzando por la Suiza alemana y extendiéndose recientemente al resto del país.


Al oficializarse el comercio, surgieron también algunos problemas en torno a la tasa impositiva del producto.

Las autoridades no definieron aún si van a aplicar un impuesto del 8% como a los productos agrícolas o del 25% como al tabaco.

Pero peor lo tiene la Policía, a la que le cuesta diferenciar a los fumones legales de los ilegales.

Una de las medidas propuestas, es que sean los ciudadanos los que paguen las pruebas de laboratorio para determinar la cantidad de THC en sangre, aunque nada está definido todavía.


Más allá de estos grises, el cannabis “light” llegó a Suiza para quedarse y los proveedores ya contemplan exportarlo a otros países. ¿Llegará a la Argentina?