Tenemos el mejor newsletter del mundo mundial. Posta!

Lo escribimos a mano. Un correo por día con noticias para nuestra generación. Simple. Sin vueltas y sin spam 😉

Datos

#DiaMundialContraElSida: Mitos, verdades y las formas REALES de prevención 💗

Actualizada 01/12/2016 12:56

CUIDARTE, TESTEARTE E INFORMARTE ES LO MÁS IMPORTANTE. ¿SABÉS BIEN QUÉ ES UN MITO Y QUÉ ES REAL CUANDO HABLAMOS DEL SIDA?


El SIDA (Síndrome de la Inmunodeficiencia Adquirida) es la una enfermedad infecciosa, causada por el virus de inmunodeficiencia humana, que se transmite por vía sexual, a través de la sangre o de la madre al feto, y que hace disminuir las defensas naturales del organismo hasta llegar a su completa desaparición.

Si bien todavía no hay vacuna para prevenirla sí hay varios métodos conocidos como el sexo seguro, los programas de intercambio de agujas, el tratamiento a los infectados y la circuncisión.


A pesar de estos datos, hay mucha incertidumbre y hay varios mitos que es hora sepas que no son verdad.

1. EL VIH SIGNIFICA QUE TENES SIDA.


¡NO! El virus de la inmunodeficiencia humana, o VIH, ataca y destruye las células T CD4 +, células del sistema inmune que ayudan al organismo a defenderse ante diversas amenazas. Sin embargo, esta acción del virus no aparece inmediatamente tras la infección sino que puede tardar. El SIDA (síndrome de inmunodeficiencia adquirida) es la etapa tardía de una infección por VIH e implica ya una severa afectación de los sistemas de defensa (la acción mencionada está teniendo lugar). La mayoría de los expertos ahora normalmente se refieren a “VIH / SIDA”, como una condición única, ya que es una progresión del mismo virus y es que sin tratamiento, la mayoría de los casos de infección por VIH progresarán a SIDA. . Sin embargo, el moderno tratamiento anti-VIH es altamente efectivo y por lo general evita la progresión de VIH a SIDA.

2. EL VIH AHORA SE PUEDE CURAR.


¡NO! La infección por VIH es crónica.Hasta el momento, no existe un tratamiento eficaz que logre eliminarla aunque la investigación continúa buscando este objetivo. No obstante, sí existen medicamentos con los que el VIH puede ser controlado haciendo más lenta la progresión de la enfermedad pasando esta a ser crónica más que mortal. Siguiendo adecuadamente las pautas del tratamiento es muy posible vivir una vida larga y satisfactoria con el VIH.

3. EL VIH SE TRANSMITE POR CONTACTO CASUAL (BESOS, ABRAZOS, PILETA, ETC.)


¡NO! Las características de este virus hacen que no pueda sobrevivir fuera del cuerpo humano mucho tiempo. Además, todos los fluidos corporales no son portadores del virus: LÁGRIMAS, SUDOR Y SALIVA no son fluidos donde podamos encontrar VIH. Así que no, el VIH no se transmite por experiencias sociales del día a día como son los abrazos, besos, apretones de manos, compartir alimentos o bebidas, etc. Tampoco se transmite en familias por compartir baños, duchas o cocinas. SOLO se transmite por contacto sexual sin medidas de precaución, por vía parenteral (jeringas compartidas infectadas) y de madre a hijo durante el embarazo, parto o lactancia.

4. ¡CUIDADO! EL VIH SE TRANSMITE A TRAVÉS DE TRANSFUSIONES DE SANGRE.


¡NO! (Al menos ahora)Antes de que las pruebas modernas de análisis de sangre fueran desarrolladas el VIH se transmitía a pacientes que habían recibido transfusiones sanguíneas o bien se les había trasplantado un órgano proveniente de una personas con SIDA. Sin embargo, actualmente las medidas de seguridad son extremadamente eficaces para detectar dichas contaminaciones.No han ocurrido casos de transmisión de VIH por estas vías en países industrializados ¡Desde HACE MÁS DE 20 AÑOS!

5. SI UN MOSQUITO PICA A ALGUIEN CON SIDA Y DESPUÉS TE PICA A VOS ¿QUÉ PASA?


¡NADA! Ningún insecto chupador de sangre que muerda puede transmitir el VIH pues la cantidad de virus que pudiese ingerir del humano no es suficiente como para transmitirlo por contaminación a un humano sano. Además, los mosquitos digieren los virus tras absorberlos.

6. EL SEXO ES SEGURO SI DOS PERSONAS TIENEN EL VIH.


Todos los VIH no son iguales por lo que es posible tener una segunda infección por el VIH diferente al que se tenía, por ejemplo uno que no responda bien a los fármacos por presentar cierta resistencia.

También es importante tener en cuenta que el sexo sin protección aún conlleva el riesgo de contagio de otras enfermedades de transmisión sexual como la gonorrea, la infección por clamidia, la sífilis, etc. De hecho, en la actualidad hay una epidemia masiva de la sífilis entre hombres homosexuales convivientes con VIH en los EE.UU. y otros países industrializados.

7. LOS BEBÉS DE MADRES QUE CONVIVEN CON VIH SIEMPRE RECIBIRÁN EL VIH.


Las mujeres con VIH puede transmitir el virus a sus hijos durante el embarazo, el parto o mediante la lactancia materna . Sin embargo, se pueden tomar medidas para reducir el riesgo de transmitirlo a sus hijos. Las mujeres positivas para VIH que reciben tratamiento temprano en el embarazo y evitan la lactancia pueden reducir el riesgo de transmisión al 2 por ciento.

8. SI YA TE CONTAGIARON, NO HAY NADA QUÉ HACER.


La profilaxis tras una posible infección, consiste en aplicar un tratamiento post exposición antirretroviral que básicamente inhibe la replicación del virus antes de que este entre al sistema linfático con lo cual se evita la infección. Es un tratamiento de 28 días y debe tomarse lo antes posible.

Se usa actualmente en accidentes laborales y en víctimas de violencia sexual.En caso de otras situaciones como las relaciones de riesgo, también se puede utilizar pero no es un tratamiento que se pueda usar cada mes. No puedes utilizarlo cada vez que crees haber tenido un posible contacto con el virus ya que se puede generar resistencia al tratamiento y de nada serviría.

9. SI TIENES RELACIONES ORALES NO CONTRAES VIH.


El semen y las secreciones vaginales tienen alta concentración de VIH, cualquiera de estos líquidos en contacto con las mucosas, considerando las de la boca o con una herida abierta, son una circunstancia de riesgo. Si bien hay mucha polémica con respecto a esto, algunos sostienen que el riesgo es muy bajo, otros muy alto, lo cierto es que ¿Para qué arriesgarse, no?

FUENTES: CONASIDA, DIARIO MÉDICO, FUNDACIÓN HUESPED.