Tenemos el mejor newsletter del mundo mundial. Posta!

Lo escribimos a mano. Un correo por día con noticias para nuestra generación. Simple. Sin vueltas y sin spam 😉

Aborto

Así está Belén después de salir en libertad

Actualizada 23/08/2016 03:45

Más de 2 días después de que la Justicia lo ordenó, Belén pudo sentir de nuevo la sensación de libertad que le habían sacado hace 2 años.

La acusaron en 2014 de matar a su bebé y la condenaron a 8 años de cárcel. Ella tuvo un aborto espontáneo pero tuvo que bancarse una denuncia y que la señalen de "matabebés" con pruebas más que dudosas.

También tuvo que soportar los prejuicios machistas y conservadores que suelen caer en los que menos tienen cuando la palabra aborto les suena en los oídos.

Hablamos con Soledad Deza, su abogada e integrante de católicas por el derecho a decidir, y nos contó cómo está Belén y cómo sigue su vida.

"Cuando salió, sintió que era un sueño. No lo podía creer", le dijo a UNO.

"Está muy contenta y asustada. Le tuvimos que contar que su nombre se hizo público y no quiere padecer una condena social". Ella no quiere que ninguna mujer vuelva a pasar lo que ellá pasó.


Belén no se llama en verdad Belén. Es un nombre para resguardarla de los escraches y para que su vida pueda tomar un rumbo más luminoso después de haber estado más 900 días en una cárcel tucumana.

"Apenas salió la llevé a mi casa y lo primero que hizo ella fue salir al jardín y gritar bien fuerte 'Soy libre'", nos contó Soledad.


Belén vive con su familia. Actualmente no está en su casa pero recibe el apoyo de ellos.

"Está viendo cómo se va a ganar la vida. En la cárcel aprendió el oficio y hace cosas de cotillón y peluches. Eso le puede servir para trabajar", nos contó Soledad. "Viste que si no tenés un certificado de buena conducta es difícil conseguir trabajo".

El peor momento de Belén fue cuando en agosto de 2015 le cambiaron la carátula de aborto a homicidio agravado por el vínculo. La llamaron por teléfono y le dijeron. Y eso la destruyó.


Soledad cuenta que el objetivo final es que se anule definitivamente la condena. "Tenemos un recurso de casación pendiente y también tenemos un dictamen de la fiscalía a favor de Belén. Es una cuestión de tiempo".

Belén está "fortalecida", se siente inocente y sigue diciendo que ella no sabía que estaba embarazada cuando llegó al Hospital Avellaneda, en San Miguel de Tucumán.

Agradece el acompañamiento de muchas mujeres y organizaciones sociales que le dieron mucha fuerza. "Tanto ella como todas las que la ayudamos sentimos que el Poder Judicial no va a hacer lo que quiera con nosotras".